Bermúdez: “Mientras la Nación no pague lo que nos debe por coparticipación Santa Fe debe buscar financiamiento internacional”

La Cámara de Diputados otorgó sanción definitiva, al mensaje del poder ejecutivo que solicita autorización a la legislatura para contraer empréstitos por un monto que no podrá ser superior a los u$s 300.000.000 . El mismo será transferido a los Municipios y Comunas y/o, sea en concepto de adelanto de coparticipación o en carácter de préstamos otorgados por la provincia, y cuyo destinado será la realización de obras de pavimentación de calles urbanas y trabajos complementarios

Al respecto, el diputado Ariel Bermúdez valoró la actual coyuntura financiera: “La provincia de Santa Fe posee un plan de ejecución de obra pública que se traduce en la construcción de rutas, hospitales, escuelas y centros culturales que no tiene precedentes. El 80% se financia con recursos propios. En el medio, el gobierno nacional no cumple con el fallo de la CSJN que obliga a pagarnos más de 50.000 millones de deuda por coparticipación. Por esa razón, es que entendemos legítimo que el gobernador  tome créditos internacionales cuyo principal y excluyente destino es la profundización de la obra pública a lo largo y ancho del territorio. No estamos hablando solamente de ladrillos y pavimento, estamos hablando de un estado presente, de un estado que cuida a sus ciudadanos y garantiza derechos” – afirmó -.

El legislador explicó que el crédito será amortizado en un plazo de seis años y que podrá pagarse eventualmente con los fondos de Coparticipación Federal y otros ingresos que provengan de impuestos transferidos mediante ley nacional: “A su vez, poco más de $3.000 millones serán automáticamente transferidos en favor de los Municipios y Comunas de la Provincia en carácter de anticipo a cuenta del porcentaje que les corresponde por la deuda que Nación tiene con Santa Fe luego del fallo de la Corte Suprema” – detalló el legislador -.

“Como en otros empréstitos aprobados, lamentablemente nos vemos en la difícil situación de incluir facultades para prorrogar la jurisdicción en favor de tribunales extranjeros y anticipar nuestra renuncia a oponer la defensa de inmunidad soberana en relación con los acuerdos que se suscriban. En otra situación jamás admitiríamos semejantes condicionamientos. Nos gustaría, como siempre lo hicimos, poder financiar las obras con recursos propios. Pero lo cierto es que mientras el gobierno nacional no pague lo que nos debe a los/as santafesinos/as, tenemos que buscar otras alternativas. No nos vamos a quedar brazos cruzados” – finalizó Bermúdez-.