La provincia presentó el proyecto para crear un sistema financiero público

La propuesta, que se remitirá a la Legislatura para su tratamiento, “busca convertirse en una herramienta proactiva para el desarrollo productivo de la provincia”, explicó Lifschitz

El gobernador Miguel Lifschitz, junto a los ministros de Economía, Gonzalo Saglione, y de la Producción, Alicia Ciciliani, presentaron este martes en Santa Fe, el proyecto de Sistema Financiero de la Provincia.

La iniciativa busca constituir una entidad financiera para impulsar el sistema productivo santafesino, después de que en 1998, con la privatización del Banco Provincial, Santa Fe perdiera su instrumento de financiamiento estratégico. Teniendo en cuenta que este año finaliza el contrato con el Nuevo Banco de Santa Fe como agente financiero y caja obligada de la provincia, se abre una oportunidad para diseñar un sistema financiero público.

“Es una concepción más moderna, más vinculada a los sectores productivos, un banco público de gestión estatal o de gestión mixta, porque el proyecto que estamos elevando admite las dos posibilidades: la alternativa de constituirlo exclusivamente con capital del Estado provincial o con socios del sector privado, del sector cooperativo, de las instituciones vinculadas a la actividad financiera de la provincia, manteniendo la primacía accionaria y las decisiones del consejo directivo permitiendo una cogestión”, explicó Lifschitz.

Como un segundo aspecto, el gobernador dijo que se busca cumplir un rol que el actual agente financiero no cumple: “ser una herramienta activa y proactiva en el desarrollo productivo de la provincia de Santa Fe. Por eso apuntamos no a un banco que reemplace al actual o que vuelva a lo que fue en su momento el Banco de Santa Fe, sino una alternativa intermedia que apunta a recuperar lo que fue el Banco de Inversión y Desarrollo para los santafesinos”.

“La idea es recuperar un instrumento de esas características, que apunte al crecimiento económico de la provincia en el sector agropecuario, en el sector industrial, en los servicios a los pequeños productores, a los profesionales y a todos aquellos que tengan vocación y capacidad para iniciar un proyecto productivo o desarrollar o ampliar proyectos existentes”.

“Seguramente habrá posiciones extremas sobre por qué no se estatiza el Banco de Santa Fe o se vuelve a crear el Banco de Santa Fe. Nosotros creemos en una propuesta realista, posible, factible en esta etapa, lo cual no quiere decir que en etapas posteriores se puedan agregar otras funciones o servicios a esta estructura pública”, adelantó.

“Es un buen comienzo plantearnos este objetivo de cumplir con la meta fundamental de apalancar el desarrollo productivo y eso estamos proponiendo: una entidad que, en el proyecto de Ley que enviamos a la Legislatura, planteamos como esquema general y luego dejamos supeditado un trabajo que tendrá que hacer el Ejecutivo en un lapso de no más de 180 días. Será una propuesta más concreta, una vez analizadas las alternativas con especialistas y consultoras e instituciones productivas a los efectos de encontrar el mejor formato jurídico y esquema para la entidad financiera”.

“Esto nos parece que es un primer paso muy importante, inédito en la Argentina, porque después de la ola privatizadora de los ’90, muchas provincias pudieron retener sus organismos financieros en manos del Estado, pero las que lo perdieron no han hecho ningún intento por recuperarlo. Pero tenemos que pensarlo como un modelo del siglo XXI, un banco moderno para el desarrollo de la provincia”, concluyó.

AGENTE FINANCIERO
Saglione recordó que “uno de los problemas que arrastra la economía santafesina desde hace varios años es no contar con una herramienta financiera de acompañamiento a los sectores productivos, ya sea para el financiamiento de su capital de trabajo o de sus inversiones”.

“En ocasión de vencerse el contrato de vinculación que el gobierno de la provincia tiene con el Nuevo Banco de Santa Fe (NBSF) en su rol de agente financiero, estamos llamando nuevamente a licitación para la contratación de ese servicio, pero a su vez presentamos esto conjuntamente con dos proyectos de ley: por un lado la creación de un banco publico orientado al financiamiento para el desarrollo productivo; y un segundo proyecto que combina dos instrumentos: un fideicomiso productivo que tenga un fondeo vinculado al contrato con el agente financiero y la creación de un fondo de garantías para que las pymes que no pueden acceder en forma directa por no contar con las garantías que el sistema bancario exige, puedan disponer de esas garantías a través del Estado provincial”.

Sobre el proyecto de Ley, el ministro adelantó que “establece que en un plazo máximo de 180 días se eleve a tratamiento legislativo el estatuto de esta entidad bancaria, en la que la provincia deberá tener al menos el 51% de las acciones. Se deberán evaluar cuáles son las alternativas posibles y cómo integrarse con otras entidades financieras ya existentes, pero en todos los casos, garantizando que el dominio de las decisiones del Directorio está en manos del gobierno provincial”.

“El pliego de la licitación se publicará en los próximos días y sobre finales de marzo tendrá la apertura de ofertas”, dijo Saglione, al tiempo que detalló que el mismo “básicamente trabaja sobre el esquema de la contratación anterior, pero incorpora las lecciones aprendidas durante estos 10 años de vinculación con el NBSF, fundamentalmente mejorando la presencia territorial, ya sea del nuevo banco o de la entidad que resulte ganadora, es decir, que los santafesinos tengan una mayor cantidad de sucursales, mayor cantidad de cajeros automáticos y que más localidades estén atendidas de manera directa por el agente financiero de la provincia, mejorando el servicio no solamente al sector productivo, sino al conjunto de la población”.

“LAS CRISIS REPRESENTAN OPORTUNIDADES”
Ciciliani expresó que “la crisis económica-financiera que estamos atravesando deja al desnudo a esta provincia que rifó su banco en la década del ’90, con mucha liviandad y tomando decisiones estratégicas que el sector productivo todavía está arrastrando”.

En este sentido, afirmó que “es hora de tomar decisiones: creemos que las crisis también representan oportunidades, por eso vamos a exponer la propuesta ante todo el sector productivo provincial, para que entre todos decidamos recuperar la banca pública de fomento; esto es, definir las reglas de juego y aprender de los errores del pasado”.

Finalmente, la ministra mencionó que “en toda la provincia, en nuestras recorridas habituales con el sector productivo, percibimos la crisis del sistema financiero que no apalanca a la producción. Necesitamos recuperar esa herramienta y el gobernador Miguel Lifschitz tomó la decisión política de poner la iniciativa a consideración de todos los sectores productivos para llevar un proyecto consensuado a la Legislatura”.

SISTEMA FINANCIERO DE LA PROVINCIA DE SANTA FE
El sistema financiero deberá combine cuatro cursos de acción:

<< Creación de un banco público: movilizar el ahorro de los santafesinos (empresas y familias) y de las finanzas públicas hacia un proceso de inversión que abarque a toda la economía provincial, con énfasis en las regiones que más lo requieren; diseñar instrumentos para atender demandas de distintos sectores productivos santafesinos y responder a problemáticas estructurales y coyunturales; brindar herramientas a las gestiones de gobiernos locales; mejorar estándares para el acceso al sistema financiero de todos los sectores de la población y la producción santafesina; construir desde la banca pública, un sistema de referencias que sirva para el resto del mercado financiero.

<< Fideicomiso productivo Santa Fe Produce: mayor capacidad de financiamiento a partir del presupuesto provincial, aportes nacionales, mercado de capitales, sector privado y agencias internacionales; orientación precisa del financiamiento a sectores con dificultades para el acceso al crédito a costos razonables; coordinación con el mercado privado, en especial, con entidades de fuerte desarrollo y prestigio en la provincia.

<< Fondo Garantía Santa Fe: funcionará bajo el control del Estado provincial para posibilitar el acceso al financiamiento y/o un menor costo a empresas y productores santafesinos

<< Segunda licitación pública del agente financiero y caja obligada: mejores condiciones para el Estado provincial y el sector privado. El nuevo agente financiero deberá aportar al Fideicomiso Santa Fe Produce, otorgar préstamos a pymes que cuenten con avales del Fondo Garantía Santa Fe, brindar financiamiento a tasas inferiores a las del mercado para empresas santafesinas, reducir comisiones por cobro de impuestos, pagar mayor canon a la provincia, incorporar nuevos servicios y tecnologías avanzadas. En cuanto a la expansión territorial deberá: contar con más sucursales, instalarse en más localidades de la provincia, radicar más cajeros automáticos y otorgar mayor cobertura de servicios financieros bajo modalidades innovadoras de prestación.